El alquiler gana terreno entre las preferencias de los españoles que buscan una vivienda

l alquiler comienza a consolidarse en España y el número de ciudadanos que prefiere alquilar una vivienda se acerca ya a aquellos que apuestan por la compra. Así se desprende del estudio ‘Visión de los españoles sobre el mercado de la vivienda’ elaborado por Fotocasa y que identifica y diferencia los diferentes perfiles que actualmente encontramos en la sociedad española según su punto de vista hacia el mercado inmobiliario.

Así, por una parte encontramos los que dicen estar comprometidos con la compra de vivienda (37%), seguidos de los recelosos con el mercado y la situación económica (33%) y finalmente los partidarios del alquiler (30%).

“De cara al nuevo ciclo que se abre en el sector inmobiliario, es clave conocer el comportamiento de la demanda. Este estudio de fotocasa refleja que en la población española mayor de 18 años hay tres actitudes de cara al mercado de la vivienda que nos muestran cómo el alquiler está ganando mucho terreno en nuestro país pese a que la compra sigue siendo la opción predominante”, explica Beatriz Toribio, responsable de Estudios de fotocasa.

Así, el perfil que más predomina actualmente en la sociedad española es el que está comprometido con la compra de vivienda. Representa el 30% de la población mayor de 18 años. Este grupo es el de mayor edad, con una edad media de 48 años, son de clase social media y viven con su pareja e hijos. El 87% de este perfil vive en una vivienda de su propiedad y son los más activos en los mercados de compra, venta y también alquiler de vivienda como propietarios.

El perfil comprometido con la compra es el más optimista respecto a la situación del mercado y su evolución. Muestra un apego superior a la compra que el resto de la población y creen firmemente en la compra de vivienda como inversión y como valor patrimonial pero defienden que la crisis ha traído cambios.

Además, el 81% de este perfil cree que el sentimiento de la propiedad sigue muy arraigado en los españoles pese a la crisis y el 82% piensa que la compra de una vivienda es uno de los momentos más importantes de la vida. Están convencidos de que la compra es la mejor inversión, el mejor patrimonio y que alquilar es tirar el dinero, indica el estudio.

Respecto a los cambios que ven el mercado en el futuro, el 77% de este segmento está convencido que los precios no volverán a los máximos de los años del boom. Además, son los que están más convencidos de que la vuelta del crédito supondrá un repunte de la compra (45%) aunque consideran que la crisis ha traído un cambio de tendencia y se alquilará más y se venderá menos.

Este perfil es el más activo en el mercado inmobiliario. Así, el 30% ha realizado alguna acción en el último año: un 8% vendió o intentó vender una propiedad y un 12% participó en el mercado de la compra de vivienda. Además, el 19% muestra una intención de comprar a corto-medio plazo.

Los recelosos no descartan una nueva burbuja inmobiliaria

El segundo perfil es aquél que se muestra receloso con el mercado inmobiliario y la situación económica (el 33% de la población mayor de 18 años). Este grupo no cree que la crisis haya terminado y considera que el precio de la vivienda puede subir de nuevo hasta los niveles previos a la crisis y no descartan una nueva burbuja inmobiliaria.

El perfil sociodemográfico es relativamente cercano al de los “comprometidos con la compra” en el arraigo a la propiedad, pero a diferencia de éstos, se aprecia un mayor peso de la población entre 18 y 34 años (el 29%) y mayor peso de los que viven con sus padres (19%). La media de edad de este perfil es de 44 años y un 81% viven en una vivienda de su propiedad.

Este perfil es el menos activo en el mercado como consecuencia de esa visión recelosa. Un 25% ha realizado alguna acción en el mercado inmobiliario en el último año frente al 30% de los comprometidos con la compra y el 28% de los partidarios del alquiler. Se diferencian del segmento “comprometidos con la compra” en que en mayor medida los recelosos cuentan con una única vivienda y, por tanto, el uso que se da a la misma se concentra en primera residencia.

Además, su intención de compra es muy similar a la del perfil de “comprometidos con la compra”: un 7% se plantea adquirir una vivienda a corto plazo y un 13% a medio (de 2 a 5 años). Las personas que se encuentran en este perfil que no son propietarios, casi el 20% piensa adquirir una vivienda en un plazo de dos a cinco años.

Su visión sobre la evolución de los precios explica que no descarten que se produzca una nueva burbuja inmobiliaria y creen que el sentimiento de la propiedad sigue muy arraigado en la sociedad española y que la compra de una vivienda es uno de los momentos más importantes de la vida.

Es el grupo que menos apoya la idea de que la crisis vaya a suponer un cambio de tendencia a favor del alquiler. Tan sólo el 30% de este perfil apoya la idea de que a partir de ahora se alquilará más y se comprará menos. Además, no tienen una opinión clara respecto a la idea de que “alquilar sea tirar el dinero”. Casi 4 de cada 10 apoyan esta idea pero existe un elevado porcentaje de indecisos (48%) respecto a la misma.

Los partidarios del alquiler creen que la crisis va a traer cambios

Un tercer perfil que interactúa en el mercado inmobiliario sería el de los partidarios del alquiler, que supone el 30% del total de la población española mayor de 18 años. Son los grandes defensores del alquiler, no creen en la compra y consideran que la crisis va a traer cambios a favor de este mercado. El perfil sociodemográfico de este perfil cuenta con un mayor peso de la población entre 18 y 24 años, con una edad media de 43 años.

En total, un 28% de las personas que se engloban en este perfil participó en el último año en el mercado inmobiliario, básicamente por su mayor participación en el mercado del alquiler. Además, el 24% de los que conforman este perfil asegura que no son propietarios ni copropietarios de una vivienda. El 41% de los que no son propietarios actualmente asegura que descartan adquirir una vivienda a medio o largo plazo.

Además, el 40% rechaza con rotundidad que la vuelta del crédito vaya a suponer un repunte de la compra y un 50% está convencido de que se está produciendo un cambio de tendencia por el que se alquilará más y se comprará menos.

Este perfil rechaza firmemente ideas que están muy asentadas en la población española como que la compra de una vivienda es una buena inversión, la mejor herencia para tus hijos o que sea uno de los momentos más importantes de tu vida.

elboletin.com

45 total views, no views today

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Website Protected by Spam Master