Rajoy genera el caos al “agilizar” la nacionalidad de 300.000 inmigrantes

El gobierno de Mariano Rajoy acaba de destinar seis millones de euros para agilizar los trámites de unos 300.000 inmigrantes que tramitan la nacionalidad española desde 2014 y que se encuentran atascados en la dirección general del registro y el notariado. El propósito era liberar a los registros civiles de trabajo y terminar con la espera de más de tres años. Pero el resultado ha sido otro.

El ministerio de Justicia ha otorgado seis millones de euros a los registradores de la propiedad para que ayuden al la dirección general del registro y el notariado, donde se encuentra el cuello de botella para otorgar la nacionalidad española a los solicitantes.

Meses antes, había ordenado la digitalización de todo el proceso, pero ni la privatización de los trámites ni la digitalización han reducido el atasco. Todo lo contrario: ha generado mayor confusión y una ola de quejas por errores en las tramitaciones.

300.000 inmigrantes en espera

Los abogados de extranjería explican que, aunque la digitalización y la transferencia a los registro de la propiedad, se hizo con la intención de agilizar el proceso, hasta ahora, permanece el mismo atasco con un agravante añadido: no hay información acerca del estatus del expedientes.

“Antes se podía hacer un tracking manual y sabías dónde estaba cada expediente. Ahora no. Lo único que no sabemos es que los expedientes no han sido digitalizados”, explica Ana Garicano, abogada especializada en extranjería.

El proceso, ideado por el ministerio de Justicia para mejorar la atención de los inmigrantes que ya cuentan con los requisitos para obtener la nacionalidad española, ha ocasionado importantes distorsiones. Expedientes más nuevos han salido antes que los que llevan en espera desde el 2014 y el 2015.

Los registros de la propiedad han subcontratado la digitalización de todos los papeles de los solicitantes, es decir, unos tres millones de documentos. Funcionarios del registro civil aseguran que la digitalización han terminado con una gran subcontrata: la empresa Informática El Corte Inglés, una información que no ha sido confirmada ni por la empresa ni por el ministerio.

Los errores

La digitalización masiva y rápida está causando problemas con los expedientes, según denuncian los funcionarios del registro civil, que antes se encargaban de estas tareas.

“Se subcontrata y se hacen escaneos masivos. Evidentemente hay errores. Y si falta un documento por digitalizar, el afectado es el solicitante. También ha ocurrido que, por los retrasos, se vencen documentos como los de los antecedentes penales. Y obligan al afectado a volver a pedir la documentación y a esperar de nuevo”, explica un trabajador del registro civil.

“Los registradores de la propiedad tienen otros criterios diferentes a los de los funcionarios. Muchos afectados por denegaciones han recurrido y han ganado”, explica Javier Jordán De Urries, portavoz de justicia del sindicato Csif.

Los abogados y gestores de extranjería esperan que en algún momento haya desatasco de los expedientes. “Solicité la nacionalidad en 2014 y no me la han aprobado porque me piden un requisito que para ese momento no estaba vigente”, explica María Eugenia, gestora de extranjería de la comunidad venezolana. “Me han informado que apenas están comenzando la aprobación de las primeras nacionalidades”.

Los profesionales sólo perciben una ventaja: antes había que iniciar los procedimientos en los registros civiles y la cita no era inmediata. Ahora, se puede presentar telemáticamente. Pero allí permanecen, apilados en una nube que nadie sabe cuándo se va a desatascar.

economiadigital.es

134 total views, no views today

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Website Protected by Spam Master