Es ilegal difundir sondeos desde twitter o facebook, pero no con fresas y berenjenas

“Reina un fresco general, procedente de Galicia”. Con esta frase, la genial revista de humor ‘La Codorniz’ lanzaba una ácida crítica al dictador Franco. Técnicas parecidas comienzan a usar los tuiteros para sortear el rigor de las normas en los días previos a las elecciones.

La ley electoral española prohíbe publicar y difundir sondeos electoralescinco días antes de las elecciones. Esto significa que desde las cero horas de este martes 15 de diciembre los medios no pueden difundir información de este tipo.

Y no solo los medios. Los particulares tampoco pueden hacerlo. O mejor dicho: no pueden hacerlo sin incumplir la Ley del Régimen Electoral General, que en su artículo 69, apartado 7, establece lo siguiente:“Durante los cinco días anteriores al de la votación queda prohibida la publicación y difusión o reproducción de sondeos electorales por cualquier medio de comunicación”.

Quien desobedece esta norma se expone a ser condenado a varios castigos, incluidos multas de uno a dos años, inhabilitación profesional de uno a tres años y hasta doce meses de prisión (artículo 145 de la Ley Orgánica del Régimen Electoral General).

También los medios electrónicos

Los medios tradicionales tienen muy claro esta normativa, que lleva décadas funcionando en nuestro país. Ahora bien: ¿qué ocurre cuando un medio extranjero publica un sondeo preelectoral?

La Junta Electoral Central no puede actuar contra personas extranjeras, pero en teoría sí podría hacerlo contra cualquier medio o ciudadanoespañol que difundiera este tipo de información desde sus páginas webs o redes sociales.

No faltan quienes sortean esta amenaza con creatividad y el humor. He aquí una original forma de difundir los resultados de un sondeo publicado hoy en Andorra.

Cuando el uso de internet se popularizó, la Junta Electoral Central se vio obligada a emitir una instrucción sobre el uso de las nuevas tecnologíasde la información como herramienta de propaganda electoral. Y deja claro que todas las normas que rigen las campañas electorales se aplican también en cualquier tipo de comunicación electrónica que difunda información. Esto incluye las redes sociales.

Delito difícil de perseguir

“Pero esto no significa que todo aquel que retuitee una encuesta estos días, vaya a ser denunciado”, explica la abogada de Legálitas, Sara García. “Los grandes medios de comunicación no publican nada porque son muy conscientes de que las Juntas Electorales están muy pendientes de ellos. Ningún telediario lo va a difundir”.

No es el caso de los diarios. El Periódico de Catalunya se hace eco de un sondeo publicado en su edición de Andorra, que anuncian con el sugerente título: “La encuesta prohibida de las elecciones“.

Pero cuestión distinta son los particulares. “Desde hace años son muy difíciles de controlar, porque la mayoría de los ellos desconoce esta prohibición”. Lo cual no les exime de cumplir las leyes, como sentencia en viejo aforismo latino: “ignorantia iuris non excusat”. Legalitas advierte: “Se pueden meter en un lío”.

La instrucción de 2007 se hizo cuando Facebook y Twitter acababan de nacer y se encontraban en plena expansión. Se pretendía poner freno a la difusión de este tipo de material sensible en fechas preelectorales. Era un intento de “poner puertas al campo”.

“Es más difícil de perseguir un delito cuanto más gente lo comete. Si un particular tuitea o difunde desde Facebook un sondeo electoral publicado en Andorra, lo más probable es que no le pase nada. Ahora bien: está asumiendo un riesgo”, aclara la abogada de Legálitas. García cree que “deberían retocar las leyes para que fueran más fáciles de cumplir para el gran público”.

http://noticias.lainformacion.com/

337 total views, 1 views today

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Website Protected by Spam Master