Enfermeros desmienten a Sanidad: “No hay control sobre los que atendimos el ébola”

El consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Javier Rodríguez, atendiendo a los periodistas, ayer, tras visitar el Hospital La Princesa. / Paco Campos (Efe)

 

El consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Javier Rodríguez, afirmó ayer, antes de acudir al funeral por el sacerdote Miguel Pajares, que todo el personal que ha asistido al primer español fallecido a causa del ébola está siendo sometido a “controles continuos” para descartar contagioscuartopoder.es entrevistó en la tarde de ayer, horas después de escuchar las tranquilizadoras palabras del consejero de Sanidad, a uno de los enfermeros que atendió a Pajares en el Carlos III. “A mí no me han hecho ningún control ni ninguna analítica. Ni a mí ni a ninguno de los compañeros con los que he contactado. Tampoco la Consejería de Sanidad se ha puesto en contacto con nosotros. Solo la supervisora de mi servicio, en cuanto falleció Pajares, nos llamó para anunciarnos que había muerto. Nos dijeron que nos revisáramos la temperatura por la mañana y por la noche. No nos han dicho nada más que tengamos que hacer. Que se pondrán en contacto con nosotros, pero aún no nos han llamado. He hablado con mis compañeros y a ellos tampoco los llamó nadie. Y varios de nosotros salimos de vacaciones la semana que viene. No sé lo que van a hacer”.

—¿Qué trabajo hacías tú exactamente?

—Soy enfermero. Cumplí un turno de diez horas en el Carlos III atendiendo a Pajares.

—¿Entrabas en la habitación con el traje de aislamiento?

—Sí, pero no estábamos dentro todo el tiempo. El enfermo estaba vigilado por cámaras y monitorizado. Cuando había que entrar íbamos de dos en dos. Por ejemplo, para aplicarle el tratamiento. O para vigilar el balance de entrada y salida de líquidos. O cuando la alarma de alguna bomba pitaba.

—¿Cómo se usa el traje de aislamiento?

—No aguantas con él puesto más de 20 o 30 minutos. Hace un calor terrible ahí dentro. Sudas.Te pones el traje cada vez que entras en la habitación y te lo quitas cada vez que sales. Entonces, todo el material se desecha.

—¿Te habían preparado antes para el uso correcto de este traje?

—Desde abril nos impartieron módulos de un cuarto de hora o media hora para aprender a ponérnoslo y a quitárnoslo. Pero no nos lo llegábamos a poner físicamente, y el traje con el que nos prepararon era distinto al que estuvimos utilizando estos días.

—¿Te sentías preparado para atender una emergencia así?

—No, no me sentía muy bien preparado. Pero tampoco estaba inseguro. Los compañeros que ya habían estado con Pajares nos explicaron lo que había que hacer. Eso tranquiliza bastante.

—¿Tus compañeros? ¿De forma voluntaria?

—Claro. Lo hacían por compañerismo. Entre nosotros, en los ratitos que podíamos, ensayábamos cómo ponernos bien el mono.

—¿Y, cuando entrabas en la habitación, no estabas un poco acojonado?

—Siempre te queda la duda, pero ya te digo que no me sentía inseguro.

—Y, cuando acababa el servicio, salías del Carlos III y te ibas a casa sin que ni siquiera te hicieran una extracción de sangre, o de saliva, o de lo que sea.

—No. Ningún tipo de revisión o prueba.

—¿Y cómo se siente uno cuando entra en casa y se sienta a cenar con la familia?

—Los que tienen o tenemos familia se sienten más inseguros, claro.

—¿Ni a ti ni a ninguno de tus compañeros que han tratado a Pajares les han hecho hasta ahora ni una analítica simple?

—No. A ninguno con los que yo he hablado les han controlado nada.

—He hablado con médicos que me han dicho que, al no haber protocolo, los que atendisteis al enfermo de ébola deberías de permanecer aislados. ¿Qué hiciste tú al día siguiente de atender a Pajares?

—Fui a trabajar al Hospital de La Paz.

—¿No te parece que es un riesgo que un enfermero que un día ha estado en contacto con el ébola, al día siguiente se ponga a trabajar en un centro del que entran y salen 3.500 pacientes diarios?

—Sí, considero que es un riesgo.

—Voy a decir en el reportaje que el consejero de Sanidad miente cuando dice que todo el personal que atendió a Pajares está controlado desde el principio. ¿Te parece bien?

—Sí.

http://www.cuartopoder.es/

367 total views, no views today

Share

La CNT a Podemos: ‘No tiraremos a la basura la lucha sindical por un grupo de izquierdistas’

La inicitiva de Podemos para crear un nuevo sindicato de trabajadores independiente parece no haber gustado a otras formaciones sindicales. La Confederación Nacional del Ttrabajo (CNT) ha criticado duramente la visión de este nuevo partido sobre la representación laboral y asegura que “no tiraremos a la basura la lucha sindical por un grupo de izquierdistas que creen que todo lo que existía antes que ellos está contaminado”.

En el comunicado difundido por redes por la CNT, aseguran que “si Podemos está realmente en contra de ese modelo sindical y quiere cambiarlo, no necesita crear un nuevo sindicato. Le basta con eliminar el sistema de elecciones sindicales, comités de empresa, subvenciones y liberados” una vez que llegue al poder, “si es que lo hacen”, subrayan.

Le basta con eliminar el sistema sindical si es que lleguen al poder

Los miembros del círculo de Podemos que pretende llevar a cabo esta nueva reforma del sistema sindical aseguraron que “no sirve con una regeneración desde dentro de los actuales sindicatos” por lo que consideran necesario revolucionar el papel de los representantes laborales al igual que están intentado con el mundo político.

EL PAPEL DE LOS SINDICATOS

“¿Se negará el sindicato de Pablo Iglesias a participar en las elecciones sindicales, para dar ejemplo de horizontalidad y asamblearismo?”, se preguntan los miembros de la CNT en el comunicado.

La intención de Podemos es crear un sindicato independiente para acabar con la corrupción y la apatía que existe en la sociedad por este tipo de formaciones tras la aparición de casos como los ERE de Andalucía.

La CNT se defiende en este sentido y recuerda que son “el sindicato que ha tomado más medidas que ningún otro para dificultar la aparición de la corrupción en su seno. Es la alternativa idónea a este modelo sindical y a sus principales actores, CCOO y UGT”, recalcan.

http://www.bolsamania.com/

352 total views, no views today

Share

La gran empresa sólo paga un 5,3% a Hacienda a pesar de las alzas fiscales

( cerrar )

Se trata del tipo efectivo sobre resultado contable de los grupos consolidados, entre los que se encuentran todas las empresas del Ibex y la mayoría de las grandes compañías, que se ha incrementado un punto y medio desde 2011, cuando alcanzó el 3,8%. En 2010 tributaron un 5% Si este parámetro ha tenido un crecimiento correlativo en 2013 al que se ha producido entre 2011 y 2012, dato del que todavía no dispone la AEAT, podría haberse acercado al 7%. Todos los recortes de Sociedades se mantuvieron en 2013 y se añadió la supresión de la deducción de deterioro de cartera.

La AEAT detalla la deducibilidad de los gastos de amortización, que se estima en 2013 en 1.900 millones. Además, se calcula en 500 millones el impacto positivo que tuvo en el último pago fraccionado del ejercicio la supresión de la deducibilidad de pérdidas por deterioro de la participación en el capital de entidades y rentas negativas obtenidas en el extranjero. Por otro lado, el gravamen por la revalorización de activos recaudó 386 millones. Pero el efecto de estas medidas quedó compensado por el impacto negativo en la cuota diferencial sobre pagos fraccionados tomadas en 2012.

Estas medidas que impactaron positivamente en la recaudación se vieron compensadas por otras que la disminuyeron. El informe explica que las reformas aprobadas en 2012, algunas de las cuales implicaron un adelantamiento de ingresos en los pagos del impuesto, supusieron una notable disminución de la cuota diferencial, ingresada en su mayoría en 2013. En segundo lugar, el volumen de las devoluciones realizadas subió notablemente. Por último, los ingresos por actas de inspección volvieron en 2013 a una recaudación más próxima a la de los años anteriores a 2012, año en el que se obtuvieron unos ingresos excepcionalmente elevados por este concepto (en parte como consecuencia de ejecuciones de sentencias).

Mientras que el tipo efectivo medio de todas las empresas se situó en 2013 en el 12,4%, magnitud que sí tiene cerrada Hacienda, frente al 10,2% y 9,1% respectivos de los dos ejercicios anteriores.

El concepto de grupo consolidado, mayoritario entre las grandes empresas, arroja un tipo efectivo todavía muy bajo, por lo que el Gobierno prefiere referirse a las empresas que facturan más de 60 millones de euros, grupo que sí que tiene un tipo efectivo algo más elevado. Así, fuentes de Hacienda quieren que el nuevo recorte de deducciones en el Impuesto sobre Sociedades que contempla la reforma fiscal eleve el tipo efectivo por el que tributan quienes facturan más de 60 millones al 11% o 12% desde el 9% actual.

El anteproyecto que modifica la ley que regula el impuesto de las empresas rebaja el tipo nominal de las grandes compañías del 30% al 25% en dos fases, pero esta medida se acompaña del mantenimiento del recorte masivo de deducciones y el incremento de algunas de ellas con el objetivo de elevar la tributación real de las multinacionales.

El pasado junio Cristóbal Montoro subrayó en el Congreso que el Impuesto sobre Sociedades llegó a recaudar 42.000 millones al año antes de que gobernara el PSOE, y cayó a 16.000 millones al final de la última legislatura de Zapatero. Montoro añadió que el tipo efectivo de las grandes empresas bajó al 3,5% en 2011 desde el 15% ó 16% de 2004. Según la OCDE, las grandes multinacionales tecnológicas como Apple, Google o Microsoft tributan de media un 1% en todo el mundo.

El Gobierno de Zapatero ya incrementó los pagos fraccionados en agosto de 2011. En 2012, el Ejecutivo del PP ahondó en este ajuste, a lo que se sumó el límite de la deducibilidad de gastos financieros o de la amortización, ajustes que volvieron a elevarse. Ahora se mantienen todos ellos y se incrementan algunos.

http://www.expansion.com/

174 total views, no views today

Share

Monedero y Errejón ‘hacen las Américas’ para ampliar los Círculos de Podemos

Podemos está aprovechando agosto, mes de relax en el panorama político, para ‘dejarse ver’ al otro lado del Atántico y estrechar lazos con colectivos afines. De esta manera, los politólogos Juan Carlos Monedero e Íñigo Errejón han visitado en los últimos días Argentina y Bolivia, países en los que han mantenido multitud de reuniones con, por ejemplo, otros círculos de Podemos.

Así lo señala esta formación en un comunicado en el que informa que Errejón, que se ocupó de la campaña de Podemos en las pasadas elecciones al Parlamento Europeo, mantuvo un encuentro el pasado lunes con el vicepresidente de Bolivia, Álvaro García Linera. Durante más de dos horas, ambos trataron de las perspectivas políticas en Latinoamérica y Europa.

Y es que, entre Podemos y el ‘número dos’ de Evo Morales hay “una relación académica fluida, de intercambio y mutuo aprecio desde hace tiempo”, según recoge Europa Press. No hay más que recordar que Morales participó junto a Pablo Iglesias y el propio Errejón en una conferencia en la Universidad Complutense de Madrid.

Además de esta cita con el vicepresidente boliviano, el dirigente de Podemos ha asistido a actos y debates políticos en un intento por hacer llegar de ‘primera mano’ las propuestas de esta formación a sus simpatizantes.

Antes de Bolivia, Errejón ‘pisó’ tierras argentinas junto a otro de los fundadores de Podemos, Juan Carlos Monedero. Ambos mantuvieron una intensa agenda de actos en Argentina durante los diez días que estuvieron en este país. Debates, reuniones y entrevistas protagonizaron el día a día de dos de los ‘hombres de confianza’ de Iglesias.

Esta actividad de se suma a la que sus compañeros están llevando a cabo en España. Y es que, en los últimos días dirigentes de la talla de Pablo Echenique-Robba o Carolina Bescansa han multiplicado sus apariciones en televisión. En concreto, en ’Al Rojo Vivo’ de laSexta y en ’Las Mañanas de Cuatro’.

Todo, ante la atenta mirada de un Pablo Iglesias que disfruta de unos días de vacaciones en la sierra madrileña.

http://www.elboletin.com/

360 total views, no views today

Share

Izquierda Plural acusa al Gobierno de “sadismo” por dificultar la jubilación anticipada de 35.000 parados

El portavoz de Empleo de laIzquierda Plural (IU-ICV-CHA) en el Congreso de los Diputados, Joan Coscubiela, acusa al Gobierno de practicar el “sadismo” hacia losparados mayores de 50 años por las trabas que les ha puesto para “dificultar” su acceso a la jubilación anticipada.

Así se pronuncia el diputado de ICV en relación con la información de que unas 35.000 personas que fueron despedidas antes del 1 de abril de 2013 sin estar incluidas en despidos colectivos y que tienen convenios especiales individuales con la Seguridad Social no podrán jubilarse anticipadamente con 61 años, sino que deberán esperar a los 63 en virtud de la nueva regulación que se aprobó el año pasado, tal y como informa Europa Press.

Según ha publicado Coscubiela en su perfil personal de Twitter, las “barbaridades” puestas en marcha por el PP con la reforma de la jubilación anticipada “parecen estar guiadas por una mente sádica”. “El sadismo del PP con los parados mayores de 50 años no tiene límites. Se les reduce la prestación desempleo y se les dificulta jubilación anticipada”, añade en otro comentario.

Y es que en la reforma de la jubilación anticipada aprobada el año pasado, que elevó en dos años la edad mínima para optar a esta modalidad, se estableció un periodo transitorio hasta 2019 durante el que los afectados por despidos colectivos o quienes hubieran sido despedidos antes del 1 de abril de 2013 y luego no hubieran vuelto a ser dados de alta podrían acogerse a las condiciones anteriores, es decir, a la jubilación anticipada a los 61 años.

Sin embargo, los despedidos de forma individual hasta el 1 de abril pasado que han mantenido un convenio individual con la Seguridad Social son considerados a todos los efectos como trabajadores en alta, por lo que no se les podía aplicar la anterior normativa sino que deben esperar hasta los 63 años para jubilarse.

Un aspecto que no había sido aplicado de forma homogénea en todos los casos, por lo que el pasado mes de junio la Dirección General de la Seguridad Social emitió una nota en la que se aclaraba este extremo, apelando a una orden de 2003.

La consecuencia, por tanto, es que unas 7.000 personas al año hasta 2019 –es decir, unas 35.000– no podrán optar a la jubilación anticipada a los 61 años, sino que deberán esperar dos años más. En cualquier caso, desde el Ministerio de Empleo aseguran que no todas estas personas que fueron despedidas antes del 1 de abril de 2013 tienen intención de jubilarse anticipadamente, y que la mayoría son altos directivos que salieron de grandes empresas y que cuentan con pensiones máximas.

http://www.elboletin.com/

223 total views, no views today

Share

El Gobierno adquirirá nuevos ordenadores ante la retirada del XP

El Gobierno adquirirá nuevos equipos informáticos para sustituir a los que han quedado obsoletos con la retirada del programa operativo Windows XP, que se produjo el pasado 8 de abril, y también comprará de forma centralizada nuevas licencias para los ordenadores cuya vida útil “así lo aconseje”.

130814windowsLa diputada de la Izquierda Plural (IU-ICV-CHA) Ascensión de las Heras preguntó hace unos meses por la situación en la que quedarían los equipos informáticos públicos ante la obsolescencia del software, uno de los más implantados en la Administración central y que desde el 8 de abril pasado no cuenta ni con actualizaciones de seguridad ni con parches para errores ni con opciones de soporte técnico.

En estas circunstancias, los sistemas quedan “vulnerables” y expuestos a “riesgos”, además de “limitar seriamente la capacidad para aprovechar adecuadamente la potencia del resto de las inversiones en tecnologías de la información” o para “actualizar otros programas de software”.

Por eso, la responsable de la coalición preguntaba al Ejecutivo cuántos ordenadores se han visto afectados por la obsolescencia del XP, cuál sería el coste de migrar a otros sistemas operativos, cuánto se paga anualmente a Microsoft por las licencias de uso y si se había planteado impulsar el uso de software libre, en su mayor parte gratuito.

YA SE HAN TOMADO MEDIDAS
En su respuesta, que recoge Europa Press, el Gobierno asegura que desde que se conoció la decisión de la multinacional estadounidense se ha procedido a adquirir de forma “conjunta” nuevos equipos informáticos para sustituir a los ya obsoletos, aunque no se precisa cuántos se han cambiado ni cuánto han costado.

También se ha comprado “de forma centralizada” nuevas licencias para “distribuirlas entre los diferentes departamentos y organismos de la Administración General del Estado para aquellos otros ordenadores y equipos que todavía no resultan obsoletos pero cuya sustitución puede plantearse a medio plazo”.

Además, se han comprado licencias de nuevos softwares para sustituir el sistema operativo en los ordenadores cuya vida útil así lo aconsejara, una medida “ya prevista en los acuerdos marco actualmente vigentes”.

En cualquier caso, el Gobierno recuerda que la migración de sistema operativo es un proceso “complejo” que “exige que se analicen todas las alternativas posibles con una visión de conjunto”. Así, las medidas ya adoptadas suponen “unos primeros pasos para lograr una solución homogénea y coordinada”.

UN AÑO MÁS DE CONTRATO
Gracias a todo ello, el Gobierno confía en que “no se produzcan efectos adversos en el ámbito de la Administración”, algo que ya había señalado en respuesta a la líder de UPyD, Rosa Díez, a quien aseguró además que se estaba trabajando “intensamente” en este tema “desde hace tiempo” para evitar que se produjeran “perjuicios de difícil reparación”.

A la líder de la formación magenta también se le aseguró que se había firmado un contrato con Microsoft para “ampliar durante un año el soporte a Windows XP”, por lo que “los posibles problemas que pudieran surgir en ese tiempo se solucionarían por parte del fabricante”. Sin embargo, no menciona este acuerdo en la respuesta a Ascensión de las Heras.

Finalmente, con respecto al software libre, el Ejecutivo asegura que siempre que hay que elegir un programa se analiza el coste global de cada proyecto (licencias, mantenimiento, migración, formación, etc.) para elegir “la mejor de las alternativas posibles” entre software libre y comercial.

http://www.diariosigloxxi.com/

214 total views, no views today

Share

Manos Limpias asegura que los coches oficiales llevaban dinero a bancos suizos

El Sindicato Manos Limpias ha asegurado este miércoles que dispone de “una información” que acredita que coches oficiales de la Generalitat cargados de dinero público se trasladaron a Suiza durante la etapa en que gobernaba Jordi Pujol para que se ingresaran “directamente en bancos” de Ginebra y Zúrich.

“Es totalmente insólito que esto ocurra con fondos públicos”, ha afirmado el secretario general de Manos Limpias, Miguel Bernad, tras la presentación de una querella contra el expresidente de la Generalitat, Jordi Pujol, y su esposa Marta Ferrusola por siete presuntos delitos.

Bernad ha añadido que el sindicato estudia ampliar la querella a la Oficina Antifraude de Cataluña por “haber mirado hacia otro lado”y no haber tramitado las denuncias de empresarios que habrían alertado de las presuntas prácticas corruptas durante los gobiernos de Pujol.

Manos Limpias ha presentado una querella ante el Juzgado de Instrucción número de 31 de Barcelona en la que se acusa a Pujol de los presuntos delitos de cohecho, malversación de caudales públicos, tráfico de influencias, delito fiscal, falsedad en documento público, blanqueo de capitales y prevaricación, mientras acusa a Marta Ferrusola de “complicidad y cooperación necesaria” en esos delitos.

Para Bernad, estos presuntos delitos formaban parte de un “entramado político, financiero y económico” que, ha asegurado, contaba con la “complicidad” de la Fiscalía y los gobiernos de Felipe González y José María Aznar, que para Bernad, “sabían de forma clara y determinante” todos los supuestos delitos que se cometieron.

Bernad ha detallado que, a raíz de la presentación de la querella, Manos Limpias ha recibido tanto la información de los coches oficiales como las denuncias desoídas por Antifraude por parte de personas y empresarios que, según ha sostenido, incluso habían “estado presentes en los vehículos de la Generalitat” que trasladaban el dinero a Suiza.

El secretario general del sindicato ha añadido que “en días sucesivos” aportarán al juzgado las pruebas de estos supuestos delitos.
Sobre las presuntas irregularidades en la adjudicación de obra pública durante los gobiernos de Jordi Pujol, en el llamado “caso del 3 %”, Bernad ha dicho contar con “testimonios de empresarios” que elevan las comisiones hasta el 20 %.

Bernad también ha asegurado que el titular del juzgado puede llamar a declarar al matrimonio Pujol “en cualquier momento a partir de mañana”, y que, según como se desarrollen las declaraciones en sede judicial y en la denominada “vistilla” ante la acusación popular que ostenta el sindicato, estudiarán pedir una serie de medidas cautelares.

Estas medidas incluirían la retirada del pasaporte, la comparecencia cada ocho días en el juzgado, una fianza de responsabilidad civil e incluso la prisión eludible bajo fianza “a pesar de la edad del matrimonio”, ha subrayado Bernad.

La querella pide también la declaración en calidad de testigos de cuatro de los siete hijos de Pujol, por ser “los que más implicados están”, según Bernad, en el “entramado societario de más de 80 empresas” de la familia Pujol-Ferrusola que Manos Limpias vincula a las irregularidades cometidas.

Bernad también ha afirmado que la examante de Jordi Pujol Ferrusola, María Victoria Álvarez, “está dispuesta a dar una información en sede judicial” que todavía no ha aportado en el procedimiento que la Audiencia Nacional tiene abierto contra el primogénito del expresidente.

http://www.heraldo.es/

181 total views, no views today

Share

Las playas de Benidorm ofrecen cobertura 4G con un sistema único en España

Telefónica, en colaboración con el Ayuntamiento de Benidorm, ha instalado en el mobiliario urbano del entorno de las playas de Poniente y Levante 16 ‘small cells’, la última tecnología de distribución de la señal 4G desarrollada por el departamento de I+D de la compañía de telecomunicaciones. Estos dispositivos, que se instalan por primera vez en España en un entorno urbano, permitirán aumentar la velocidad máxima de la red móvil 4G en zonas de alta demanda de datos.

El acto de presentación de este novedoso sistema ha tenido lugar esta mañana en pleno Paseo de Levante con la presencia del alcalde de Benidorm, Agustín Navarro; el director de Administraciones Públicas y Empresas de Telefónica en la Comunidad Valenciana, Murcia y Baleares, José Manuel del Arco; la edil de Turismo, Gema Amor; el concejal de Nuevas Tecnologías, Rubén Martínez; y el concejal de Playas, Vicente Juan Ivorra.

El alcalde de Benidorm, Agustín Navarro, ha agradecido a Telefónica la “apuesta por Benidorm” para la instalación de estos dispositivos que estarán en funcionamiento en una semana y que “convierten a Benidorm en una ciudad vanguardista y moderna porque tan sólo París y Londres disponen de este sistema. Es un lujo que seamos la primera ciudad de España en tenerlo y una de las pocas de Europa”.

Farolas, semáforos, paradas de autobús y cabinas de teléfono integrarán esta tecnología que permite a los usuarios navegar 4 veces más rápido, a 150 Mbps de bajada y 50 de subida en ambas playas y sus áreas comerciales, con más de 5 kilómetros de cobertura. Restaurantes, locales de ocio y tiendas dispondrán de la misma calidad de cobertura móvil en sus interiores que el área exterior que abarca los paseos y la franja costera. En este sentido, para Telefónica el principal objetivo del proyecto en Benidorm es proporcionar la mejor tecnología a las zonas con mayor afluencia de visitantes, como es el caso de la capital turística de la Costa Blanca, mejorando notablemente las condiciones de cobertura de Internet a los usuarios y turistas.

Las estimaciones del sector turístico señalan que este año visitarán Benidorm más de 5,3 millones de turistas, nacionales e internacionales, motivo que ha llevado a Telefónica a decantarse por este municipio para realizar el primer programa piloto nacional de estos dispositivos.

El director de Administraciones Públicas y Empresas de Telefónica en la Comunidad Valenciana, Murcia y Baleares, José Manuel del Arco, “necesitábamos un lugar referente en España para poder poner en marcha esta tecnología pionera y Benidorm es, en este sentido, un lugar donde hay una cantidad de turistas importante y donde la concentración especialmente en los meses de verano es muy alta”.

Para poder llevar a cabo esta iniciativa, Telefónica ha trabajado directamente con el Ayuntamiento de la ciudad, que ha posibilitado la instalación de los 16 ‘small cells’ en elementos que integran el mobiliario urbano. Por su parte, Telefónica ha invertido 120.000 euros en desplegar esta tecnología de última generación en uno de los destinos turísticos españoles más reconocidos internacionalmente.

La edil de Turismo, Gema Amor, ha agradecido a Telefónica haber elegido Benidorm para “la implantación de este pionero sistema en plena temporada estival y que se haya apostado por nuestra ciudad para dar un nuevo servicio turístico más ágil y rápido, tanto a nuestros turistas como a nuestros vecinos”.

El edil de Nuevas Tecnologías, Rubén Martínez, ha destacado precisamente la colaboración conjunta entre Telefónica y la administración local que “hará de Benidorm un referente tecnológico en toda España”, ha dicho. “Se ha hecho un buen trabajo y va a dar sus frutos en breve y además esta colaboración dará pie a otros proyectos conjuntos en la ciudad”, ha añadido Martínez.

Refuerzo de cobertura móvil

Además de la implantación de este innovador proyecto en el municipio de Benidorm, Telefónica ha reforzado la cobertura móvil en las playas de la Costa Blanca. El incremento en la afluencia de visitantes, que multiplica (de media) por tres el número de habitantes en las poblaciones de las costas alicantinas, supone un aumento de al menos un 50% del número de interacciones móviles (llamadas y datos, principalmente). Por ello, desde el mes de junio, Telefónica ha invertido en Alicante un millón de euros en reforzar sus infraestructuras móviles.

http://www.elperiodic.com/

288 total views, no views today

Share

Un restaurante hace descuento a sus clientes por rezar

El restaurante, experto en comida tradicional ha saltado a la fama al conocerse el polémico descuento que aplicaba a algunos de sus clientes:ofrecía nada menos que un 15% de descuento a los clientes que rezasen al terminarse su comida o antes de empezar.

Esta curiosa iniciativa vio la luz gracias a Jordan Smith, un cliente que acudió al restaurante sin conocer la oferta, al que descontaron el 15% del precio final que marcaba su ticket, tras bendecir su comida. Smith acudió a la radio para contar su curiosa anécdota y la noticia ha terminado haciéndose viral en las redes sociales.

Como era de esperar, el descuento a cambio de unas cuantas oraciones ha generado bastante polémica y la iniciativa cuenta con bastantes detractores. La Fundación por la Libertad Religiosa incluso llegó a enviar una carta a la dueña del local exigiéndole que retirase su oferta ya que podría ir en contra de una ley promulgada en los años 60 en EEUU para acabar con la discriminación religiosa, según publica Europa Press.

Ante la polémica, Mary Haglund, de 61 años finalmente ha decidido retirar el descuento

http://www.que.es/

206 total views, no views today

Share

¿Es posible un Podemos sindical?

Hace unos días algunos diarios digitales anunciaron a bombo y platillo la intención de Podemos de crear un nuevo sindicato. Escarbando un poco en las fuentes pude comprobar que la noticia no acababa de ajustarse a la realidad. La propuesta ni siquiera era de Pablo Iglesias como afirmaba la prensa sino de un círculo de sindicalistas de la formación. Y no se promovía literalmente la creación de un sindicato sino la construcción de un nuevo modelo sindical. La idea, lanzada en el foro virtual de la página web de Podemos, ha suscitado algunas reacciones en el ámbito sindical y político, la mayoría de ellas centrándose únicamente en el engañoso titular de los medios y quedándose, por lo tanto, en la superficie del asunto. Tanto desde el entorno de los sindicatos mayoritarios como de los minoritarios se ha rechazado la posibilidad de la creación de un nuevo sindicato. Nada se ha dicho sobre la necesidad de construir un nuevo modelo sindical. Y si ya era de esperar la reacción desde las atalayas de CCOO y UGT, curioso ha sido el resquemor de los sindicatos minoritarios frente a la posible incursión de Podemos en el sindicalismo.

La renovación del sindicalismo es una necesidad. Y tal renovación afecta no sólo a los sindicatos mayoritarios sino también a los minoritarios. A los mayoritarios porque sufren una continua pérdida de credibilidad ante la clase trabajadora y a los minoritarios porque a pesar del desprestigio de CCOO y UGT no han sido capaces de crecer y erigirse como referentes en los centros de trabajo. Es por ello que se equivocan los sindicatos minoritarios cuando ven la propuesta de los sindicalistas de Podemos como una amenaza a sus expectativas de crecimiento. Esa oportunidad ya la han desaprovechado, posiblemente por haber vivido cómodamente instalados en la crítica permanente hacia los sindicatos mayoritarios y por presentarse ante los trabajadores como un sindicalismo a la defensiva en aras de una supuesta pureza ideológica. Obviamente, éste es un análisis parcial y en cierto modo insuficiente. Porque los ejemplos del SAT en Andalucía o de la CGT en el sector de la sanidad pública en Cataluña muestran un sindicalismo a la ofensiva que ha sabido confluir el sindicalismo de clase con las nuevas formas de lucha.

En cualquier caso, y a la luz de la propuesta del círculo de sindicalista de Podemos, es conveniente hacerse unas preguntas. En especial, dos: ¿Es posible un Podemos sindical? ¿Es necesario un nuevo modelo sindical? Personalmente me interesa más la segunda pregunta pero no por ello obviaré la respuesta de la primera. De lo que se trata es de abrir un debate muy necesario que nos sitúe en el compromiso histórico de superar la crisis actual del sindicalismo para construir el sindicalismo del futuro, y para que la organización sindical siga siendo una herramienta eficaz en la defensa de los derechos e intereses de los trabajadores. Un debate que por supuesto no nace en Podemos y que va más allá pero que por azares de la actualidad política ha saltado a la palestra a raíz de la propuesta de uno de sus círculos. Admito desconocer los entresijos del debate entre los sindicalistas de Podemos. Ahora bien, como éste es un debate abierto que transciende de las organizaciones, creo que el cambio de aires que necesita el sindicalismo debería vincularse a una serie de premisas. Elementos que sintetizaré a continuación.

El dialogo social ha muerto.

El diálogo social, fruto de un contexto histórico y del consenso constitucional de 1978, ha pasado a mejor vida. Ya casi nadie lo pone en duda; y digo casi nadie porque CCOO y UGT parecen ser los únicos que siguen aferrándose a un pacto social que ha volado por los aires. La época de la concertación entre gobierno, patronal y sindicatos ya es historia porque los dos primeros ya no necesitan de los terceros, salvo para hacerse la foto días antes de movilizaciones como las marchas del 22 de marzo o las manifestaciones del 1º de mayo. Las reformas laborales del PSOE de 2010 y del PP de 2012 han postergado a la negociación colectiva en una vía muerta y han despojado a las organizaciones sindicales de su papel como interlocutores. Creer lo contrario sólo se explica desde el deseo de mantener intactas las estructuras sindicales frente al cambio de ciclo político que se avecina. Pero una vez más, CCOO y UGT se equivocan. El poder político y económico ya no los necesita y está dispuesto a aniquilar cualquier atisbo de organización sindical, ya sea de la tendencia que sea, ya sea más revolucionaria o más moderada.

En este sentido, las campañas antisindicales de los medios afines al régimen no sólo buscan socavar el apoyo social a los sindicatos mayoritarios. Buscan cargarse a las organizaciones sindicales como tal. A las mayoritarias y a las minoritarias. Es cierto que en ocasiones CCOO y UGT sirven en bandeja los ataques de la derecha y que son responsables de su propio desprestigio, pero ello no debería confundirnos a la hora de reconocer las verdaderas intenciones de un discurso que se aprovecha del descontento social hacia los sindicatos con el objetivo de cercenar el sindicalismo de clase e individualizar las relaciones laborales. En el ámbito institucional, la prueba más palpable de la deriva antisindical del régimen es la represión contra sindicalistas por ejercer el derecho a la huelga. La reciente encarcelación del activista Carlos Cano y la petición del gobierno y la fiscalía de condenas que suman 125 años para más de 300 sindicalistas ponen de manifiesto hasta qué punto se ha iniciado una caza de brujas contra el sindicalismo, un fenómeno por otra parte nada nuevo, si tenemos las continuas detenciones y encarcelamientos durante años de militantes del que, a día de hoy, sigue siendo el sindicato más represaliado de la Unión Europa: el SAT.

Hacia un sindicalismo de ruptura.

A nadie se le escapa que CCOO y UGT son parte del engranaje del régimen surgido tras la transición. Y lo siguen siendo aunque el régimen prescinda de ellos. Precisamente por ello, no queda otra salida que construir un nuevo modelo de sindicalismo conforme a los tiempos que corren. Los sindicatos han de romper los anclajes con el poder y con un régimen que tras casi cuarenta años de apariencia democrática se ha desprendido de su careta más amable. Si no lo hacen, quedarán superados por la Historia. Y lo harán otros. Porque los procesos y las confluencias sociales que se han puesto en marcha en diferentes municipios y barrios han de trasladarse al ámbito sindical, o por lo menos los sindicatos no pueden ser ajenos a la nueva realidad y al cambio que demanda una sociedad civil cada vez más concienciada con la necesidad de una ruptura democrática. No en vano, los sindicatos son en su esencia y origen organizaciones sociopolíticas. Así lo fue la CNT como sindicato revolucionario en los años 30 pero también la UGT del Pacto de San Sebastián (1930) que aspiraba a una huelga general de carácter insurreccional con la finalidad de meter a la Monarquía en “los archivos de la Historia”. Y lo fue CCOO durante la dictadura franquista: una palanca del cambio político y social.

Está claro que UGT ya no es la de 1930 y que CCOO poco tiene que ver con el sindicato que lideró la lucha antifranquista. Pero no podemos obviar a dos organizaciones que a pesar del descrédito y la pérdida de afiliación siguen superando entre ambas los dos millones de afiliados. Ése es el mayor patrimonio de CCOO y UGT, su afiliación, a la cual debemos sumar si queremos construir un modelo alternativo de sindicalismo que participe de los procesos sociales de ruptura. En paralelo, las afiliaciones de CCOO y UGT han de tomar conciencia de su potencial y convertirse en sujetos activos de presión hacia sus direcciones, como ya ha sucedido en algunos sectores organizados en mareas por la defensa de la sanidad y la educación públicas, donde las bases han pasado por encima de las jerarquías sindicales. Sería inconcebible un proceso de ruptura sin el sindicalismo de clase, de lo contrario éste andaría cojo al faltar una de las principales patas del movimiento obrero. Quizás no podamos albergar grandes esperanzas respecto a la actitud que tomen las direcciones sindicales, pero sí podemos esperar el empuje y la voluntad de cambio de sus millones de afiliados, ya sean dentro o fuera de sus sindicatos.

Por la democracia sindical.

Existe un antes y un después desde el surgimiento del movimiento 15M hace poco más de tres años. Ésa es una realidad irrefutable de la que ni los mismos partidos políticos han podido escapar. La huella del 15M en las nuevas dinámicas de hacer política es enorme y podríamos afirmar que ha cambiado nuestra manera de ver y sentir la propia política. Nos ha hecho más tolerantes y abiertos. Más respetuosos con los nuevos modelos de participación democrática y más proclives al consenso. Ha cambiado nuestra filosofía organizativa y nos ha igualado a todos desde abajo. Una de sus mayores contribuciones ha sido la de recuperar la democracia en la toma de decisiones, donde ninguna opinión es mejor o más respetable que otra. Diría incluso que el 15M nos ha ayudado a ser mejores personas.

Sin embargo, el 15M no ha llegado a los sindicatos. Las organizaciones sindicales siguen siendo estructuras organizativas cerradas y férreas, y no sólo me refiero a CCOO y UGT. A pesar del talante asambleario de algunos sindicatos alternativos, sus estructuras sindicales y sus órganos de dirección no difieren demasiado de cómo se organizan los sindicatos mayoritarios. Es habitual ver direcciones que se perpetuán durante dos o tres décadas al frente de secciones sindicales, federaciones y territorios. Cambiando de un cargo a otro. Alejados del contacto con la vida laboral y la clase trabajadora. Y eso pasa en los sindicatos mayoritarios y aunque sea en menor medida, también en los minoritarios. No quiere decir que no pase en los partidos políticos, pero la sensación generalizada es que la política ha sido más permeable a la influencia del 15M que el sindicalismo, no exenta de cierto marketing, pero más permeable al fin y al cabo. En cambio, los sindicatos parecen no haberse adaptado al lenguaje de los nuevos movimientos sociales, no con el objetivo de apropiarse del mismo sino con la pretensión de democratizar sus anquilosadas estructuras. Ésa debería ser una de las grandes prioridades a la hora de construir un nuevo modelo de sindicalismo. Porque nos guste más o menos la expresión, de igual manera que hay una casta política, la hay sindical.

El sindicalismo de los excluidos.

En 2006 Daniel Lacalle publicó un ensayo imprescindible para comprender la evolución de la clase trabajadora en los últimos treinta años: La clase obrera en España. Continuidades, transformaciones, cambios. Hace ocho años el autor ya nos alertaba de la dualidad y la elevada precariedad laboral; y de cómo éstas se habían constituido en las piedras angulares del mercado de trabajo español. Ello ha provocado que la clase obrera se haya fragmentado en pedazos y que ya no exista una clase homogénea con los mismos derechos y las mismas condiciones salariales y de trabajo. El mismo Daniel Lacalle, quien hace años fue miembro de la ejecutiva confederal de CCOO, ya avisaba a los sindicatos de no haberse adaptado a esa nueva realidad laboral y de su profundo desconocimiento hacia el cada vez mayor número de trabajadores precarios, compuesto en su mayoría por jóvenes, mujeres e inmigrantes. Esa brecha se ha agudizado en los últimos años, y la base social de los sindicatos sigue siendo, casi en exclusividad, el obrero clásico de origen fordista, por un lado, y el personal técnico y administrativo, por otro. Fuera quedan millones de precarios sin representación sindical ni derechos formales. Ellos son los excluidos del sindicalismo.

No podremos cimentar un nuevo modelo sindical si dejamos de lado a la gran masa de trabajadores en precario. Ése ha sido uno de los grandes errores de los sindicatos mayoritarios estos últimos años, bien por incapacidad o bien por conservadurismo. Pero lo cierto es que no se ha realizado un análisis correcto de esa evolución y lo que es peor, no se ha aprovechado para recomponer la conciencia y la solidaridad de clase entre el conjunto de los trabajadores asalariados. Y ésa es una realidad que hemos observado en las últimas huelgas generales, cuando millones de precarios no han podido ejercer su derecho a la huelga por la amenaza empresarial del despido o por no poder prescindir de un día de salario. La ceguera de las direcciones sindicales a las nuevas formas de explotación y de marginación laboral y social explica el posterior desprestigio de los sindicatos mayoritarios, los cuales han demostrado estar únicamente preocupados por el mantenimiento de los derechos y de las redes de clientelismo entre una capa determinada de trabajadores y afiliados, que por integrar en igualdad de derechos a la capa de millones de precarios. Pero una vez más, la realidad los superará y si no son los sindicatos mayoritarios, serán otros quienes integren en un nuevo sindicalismo a los excluidos.

Entre el sindicato y el partido.

Durante años defendí desde mi militancia política, congreso tras congreso, que el partido debía tener un único referente sindical. Estaba equivocado. Porque es un error, por no decir una barbaridad, obligar al conjunto de militantes de una organización política a que se afilien al mismo sindicato. La realidad sindical es mucho más compleja y es de ilusos pensar que cabe en una solo sigla. Y porque ésa es la manera de frustrar y lastrar un buen trabajo sindical que sin duda muchísimos compañeros y compañeras habrían desarrollado en mejores condiciones en otras organizaciones sindicales. Hoy en día defender tal posición sólo se entiende desde un punto de vista sentimental o en su caso más extremo, desde un profundo desconocimiento de la realidad sindical y laboral.

Creo que cada vez somos más quienes nos estamos desprendiendo de ese papanatismo de las siglas, tan poco práctico para la nueva realidad social, y que los partidos políticos, en especial desde la izquierda comunista, deberían hacer un ejercicio de reflexión colectiva con el fin de revisar la incidencia de sus militantes en el ámbito sindical. No podemos volver a cometer los mismos errores. Y sería un error por parte del círculo de sindicalistas de Podemos ligar la construcción de un nuevo modelo sindical a su formación política. Y viceversa. Por lo tanto, es tiempo de que la pluralidad y la diversidad sindicales nos ayuden a construir un mejor sindicalismo y que cada uno de nosotros trabaje sindicalmente, no donde le dicten sino donde mejor pueda contribuir a la defensa de los derechos de los trabajadores. Porque, no lo olvidemos, ésa es la finalidad. Y no engordar el número de cotizantes de un sindicato.

En conclusión…

Leer más en

http://www.tercerainformacion.es/spip.php?article72478

272 total views, no views today

Share