Las concesionarias de la limpieza de Madrid prometieron 750 nuevos contratos y han hecho solo dos

Según el consistorio de Madrid, las cuatro concesionarias que se reparten los macro contratos de limpieza de la capital se comprometieron a contratar un total de 750 operarios más durante este año. Pero los representantes del sindicato CSIF en OHL-Ascan, empresa concesionaria del Lote 4, aseguran que sólo se han generado dos contratos de nueva creación. El resto, unos 50 contratos, han sido de relevo, por sustituciones en bajas de larga duración o excedencia, sin que la plantilla total aumente efectivos.

La sección sindical de esta concesionaria se reunía este viernes con el coordinador general de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Madrid, José Antonio Díaz Lázaro-Carrasco, para “exponerle los distintos problemas que sufren estos trabajadores en su día a día sin que se pongan soluciones ni por las empresas ni por el consistorio”.

La falta de personal es una de las principales denuncias de los trabajadores de la limpieza: con la entrada en vigor del sistema de macro contratos y la desaparición de la plantilla pública bajo el mandato de Ana Botella se perdieron unos 2.500 empleados al servicio de la limpieza de la ciudad. Además, reprochan a los responsables municipales “el mal estado de los medios materiales con los que tienen que trabajar” los operarios, en referencia a maquinaria y vehículos.

El delegado de CSIF en OHL-Ascan, Pedro Pablo Muñoz, señaló que “aunque todavía queda medio año para cumplir lo prometido, se deben dar mucha prisa”, a la luz de los datos de contratación con medio año trancurrido. En este sentido, informó a los representantes del Ayuntamiento que “desde mayo se están realizando suplencias, cuando los trabajadores sólo pueden disfrutar las vacaciones de verano durante los meses de julio, agosto y septiembre”.

Los representantes sindicales han pedido al consistorio que lidera manuela Carmena “mayores controles a las empresas adjudicatarias”. Piden que “toda la responsabilidad por la suciedad de la ciudad recaiga sobre ellas y no sobre los trabajadores”. En este sentido, insistieron en las “dificultades” de los trabajadores de este servicio antes público y ahora privatizado para realizar su trabajo “por culpa de unos medios que, en la mayoría de los casos, están obsoletos y con vehículos a los que, literalmente, se les caen las puertas”.

El responsable del consistorio admitió que todos los lotes registran problemas parecidos, pero son los lotes 2 (Chamartín, Salamanca, Retiro y Arganzuela) y 3 (Fuencarral-El Pardo, Moncloa-Aravaca Latina), ambos en manos de Valoriza, junto con el Lote 4 (Hortaleza, Barajas, Ciudad Lineal, San Blas-Canillejas), explotado por OHL-Ascan, los más problemáticos.

Según los sindicatos, el Ayuntamiento de Ahora Madrid se comprometió con CSIF en la reunión a exigir mejoras a las empresas.

La gran promesa rota

La decisión de no remunicipalizar los servicios de limpieza ha sido uno de los grandes incumplimientos programáticos de la plataforma que lidera Carmena. En 2015, la plataforma ciudadana prometió que la mayoría de los servicios municipales transferidos a entidades privadas durante los gobiernos del PP volvería a dominio y gestión del Ayuntamiento. Pero eso no ha ocurrido en casos como el de la limpieza, y en muchos otros.

“Establecer una hoja de ruta para remunicipalizar el servicio de basuras y recuperar la plantilla de los servicios de limpieza y jardinería”, se leía en el programa electoral de Ahora Madrid. Al llegar al consistorio, los ediles de Carmena constataron las dificultades legales y económicas de deshacer unos contratos con condiciones leoninas para la parte contractual que optara abandonar el barco.

Según reconocía en una entevista a este medio el concejal de Economía, Carlos Sánchez Mato, era necesario “ser conscientes, y lo éramos antes de llegar, de que existen dificultades legales serias para poder abordar nuestro programa electoral”, a la hora de hablar de estas remunicipalizaciones. En cuanto a los contratos de basura, el edil insistió en la complejidad de recuperar este servicio, aunque reiteró “que los procesos de municipalización que se pueda, por supuesto que los llevaremos a cabo”.

Recientemente, Carmena aseguraba no haber olvidado la remunicipalización y aseguraba tener “buenas esperanzas” respecto a que una modificación de la llamada ‘ley Montoro’ (por la estabilidad presupuestaria y el techo de gasto) permitiese reconfigurar algunos de los servicios públicos privatizados en la época del PP.

elboletin.com

43 total views, no views today

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Website Protected by Spam Master