Médicos holandeses rechazan tratar en la uci a los mayores infectados y prefieren dejarlos morir en sus casas

El elemental derecho a la vida de las personas -de todas- choca de frente con algunos planteamientos de las últimas horas en Holanda o Estados Unidos, que han abierto un debate global en el que se mezclan supremacismo nórdico, neoliberalismo anglosajón y edadismo (la discriminación de las personas mayores por la sola razón de su edad).

A principios de esta semana, el jefe de epidemiología clínica del Centro Médico de la Universidad de Leiden, Frits Rosendaal, al analizar por qué la incidencia del coronavirus está colapsando las unidades de cuidados intensivos en países como Italia y España, concluía: «Ellos admiten a personas que nosotros no incluiríamos porque son demasiado viejas. Los ancianos tienen una posición muy diferente en la cultura italiana».

Lejos de enmendarle, recibió el apoyo implícito de otra colega, la jefa geriatría de Gante, Nele Van Den Noortgate. «No traigan pacientes débiles y ancianos al hospital. No podemos hacer más por ellos que brindarles los buenos cuidados paliativos que ya les estarán dando en un centro de mayores. Llevarlos al hospital para morir es inhumano», aseguró la doctora, en otras declaraciones igual de polémicas, en un país que rechaza implementar mecanismos de solidaridad económica europea, y le acaba de pedir sus ucis a Bélgica para paliar la epidemia.

Pero el asunto no se queda solo en los Países Bajos. El vicegobernador de Texas, Dan Patrick, que cumplirá en unos días los 70 años, aboga claramente por priorizar la economía sobre la supervivencia de los mayores. «Los que tenemos 70 años o más nos cuidaremos nosotros mismos, pero no sacrifiquemos al país», contestó Patrick, cuando le preguntaron por el coste humano del levantamiento de medidas que él preconiza. «Creo que hay muchos abuelos que coincidirían conmigo en que quiero que mis nietos vivan en el Estados Unidos en el que yo viví. Quiero que tengan una oportunidad de alcanzar el sueño estadounidense», explicó en un mensaje enviado a Fox News, la principal cadena conservadora del país que tiene ya más contagiados del mundo, por delante de China.

Los exabruptos llegan incluso a las más altas esferas. El primer ministro británico, Boris Johnson, advertía hace dos semanas a sus conciudadanos de «que muchas familias perderán a sus seres queridos prematuramente debido al coronavirus». Lo hacía mientras los instaba a «lavarse las manos» y mantenía abiertos los pubs. Medidas bastantes distintas a las que tuvo que ir aplicando después, hasta que ayer por la tarde se conoció que él mismo está entre los 14.751 contagiados de Reino Unido, donde no se le hace el test ni siquiera a todos los enfermos graves.

Muertos que no se cuentan

Estos ejemplos ponen en evidencia, además de determinadas cataduras morales, un evidente choque cultural. Lo que no impide que en otros países, con concepciones muy distintas, florezcan también las polémicas. En Francia, por ejemplo, se acaba de desatar una auténtica tormenta por que el Gobierno no contabiliza los muertos en las residencias contagiados por el COVID-19.

En Italia, ya antes de llegar a la saturación de las ucis que hay ahora en el norte del país, el protocolo establecido fijaba que «los criterios para el acceso a la terapia intensiva en casos de emergencia deben incluir edades por debajo de los 80 años».

En España, donde no hay protocolo oficial de discriminación por edades, la referencia a las demencias, en las indicaciones sobre asignación de recursos en caso de necesidades extremas, ha soliviantado a algunos colectivos como la Confederación Española de Personas con Discapacidad Física y Orgánica. «Tener una discapacidad no implica menor calidad de vida, puesto que se trata de una situación social y no una condición médica. Por tanto, no puede ser uno de los criterios de ingreso que se establezcan para descargar las unidades de cuidados intensivos ante la crisis del coronavirus en España», señaló su presidente, Anxo Queiruga, que pide protocolos sanitarios urgentes al respecto.

Miguel Vázquez: «O edadismo é igual ou peor que o racismo ou o machismo»

Para el presidente de la Sociedade Galega de Xeriatría e Xerontoloxía las declaraciones de los Países Bajos y Estados Unidos «cualifícanse por si soas»

J.V.LADO

Para el presidente de la Sociedade Galega de Xeriatría e Xerontoloxía (SGXX), Miguel Ángel Vázquez, estas declaraciones en los Países Bajos y Estados Unidos «cualifícanse por si soas» y supone que generarán una respuesta internacional de países como Japón, Alemania, Italia o España, que tienen un porcentaje muy alto de población mayor. Sin embargo, como la consideración legal está bastante clara y esto «atenta contra os dereitos humanos», cree que el análisis más importante que hay que hacer es el sociológico.

«Darse conta de que chegar aos 100 anos xa non é ningunha cousa do outro mundo -en Galicia hai unhas 1.800 persoas- e de que os que vivirán 130 xa están nacendo. Hai que cambiar a perspectiva, entender que imos vivir nunha sociedade diferente. Non o digo eu, o di Nacións Unidas e mais a OMS: a lonxevidade é a maior revolución do século XXI, máis que as novas tecnoloxías e o ecoloxismo. Por iso creo que ten relevancia esa perspectiva sociolóxica, porque o edadismo, ageísmo, etaísmo (ten moitos nomes) ponse moitas veces no terceiro ou incluso no segundo lugar deses ismos. É igual ou peor que o racismo ou o machismo», reflexiona Vázquez, a quien le reconforta o eco social que ha tenido en España el escalofriante dato de muertes en residencias de ancianos. «A resposta foi moi bonita porque se ve esa rabia, a sociedade non o acepta e rebélase. Vese que ten ese respecto, ese coidado, ese recoñecemento dos seus maiores; que, ao mellor, nin sequera son os seus, pero reaccionan en contra diso», incide Vázquez.

lavozdeasturias

Share

Libros, videojuegos y accesorios deportivos: el confinamiento aumenta las ventas online

Los españoles llevan un poco más de una semana confinados, pero ya han conseguido ponerse de acuerdo en muchas cosas. Dejando a un lado los aplausos en balcones, las melodías nocturnas o los juegos de ventana a ventana para amenizar entre todos estos tiempos, también han conseguido agotar determinados productos en las páginas webs de grandes tiendas. A pesar del cierre temporal de los establecimientos para vencer al COVID-19, la mayoría mantienen sus envíos a domicilio para tratar de paliar el daño que está provocando el virus a la economía del país. Así, libros, videojuegos, accesorios deportivos e, incluso, CDs y vinilos para los más nostálgicos, son las grandes compras de los españoles. Al menos a las que recurren en abundancia, pues muchos de estos artículos están agotados en varias páginas web.

La mayoría de webs de los establecimientos cuentan con una especie de nuevo bloque en sus páginas de inicio: el de quedarse en casa. Da igual si la empresa se dedica a deporte, a electrónica, a libros o a videojuegos, incluso las que se dedican a accesorios del hogar, aprovechan para mandar el mensaje de renovar ciertas partes de la casa. Así, cada una selecciona su catálogo de productos relacionados con el confinamiento de los españoles. Las páginas de moda, maquinaria y accesorios deportivos de todo tipo aprovechan, no solo para proponer en esa categoría todo lo relacionado con el deporte en casa, sino también para subir vídeos, blog o tutoriales de ejercicios en los que el espacio y la escasez de recursos no son un problema. Estas webs cuentan con varios «agotados» en sus categorías, sobre todo mancuernas de todo tipo, balones medicinales, barras y discos olímpicos, combas, colchonetas y esterillas… Apenas queda equipamiento y material de cross fitness en sus estanterías virtuales.

Decathlon y Fnac presentan un ERTE mientras crece la venta online

También videojuegos y consolas son uno de los bienes más demandados estos días en los hogares. Y es que todo el que ya contara con una Play Station, una X-Box, Nintendo o cualquier aparato dentro de la amplia variedad, se podría considerar un privilegiado actualmente. Varios videojuegos, de todo tipo de índole y contenido, están agotados en diferentes webs, además, entre los productos más vendidos se encuentran también sillas y casos o auriculares de «gamer». Saliendo un poco de la modalidad del videojuego, pero sin huir de la electrónica, hay gran variedad de televisores, ordenadores y/o aparatos como móviles o pulsómetros que cuentan con artículos agotados, o últimas existencias.

El mundo de la literatura parece ser también uno de los escogidos por muchos españoles para pasar estos días en los que el mundo real está más lejos del alcance de la mano que los paisajes fantásticos inventados por los escritores en sus libros. Así, los libros son otra de las grandes apuestas, tanto en papel como electrónicos, para unos tiempos donde evadirse de lo que nos rodea es la mejor de las opciones. 

La variación de la contaminación en Asturias durante la cuarentena

F. SOTOMONTE 

Por su parte, pocas han sido las empresas que hayan dado datos concretos de lo acontecido por el momento en estas primeras semanas de confinamiento. El portal chino AliExpress es una de las que sí ha informado los españoles han incrementado sus pedidos de material deportivo para practicar ejercicio en casa y lo confirman con esta cifra: se han gastado un 1.159% más en las cintas de correr, los últimos treinta días. También han aumentado considerablemente, las bicicletas estáticas, las pesas y las máquinas de fitness. Fuera del ámbito deportivo, televisores LED y cafeteras, son las grandes compras de los españoles durante este confinamiento. 

lavozdeasturias

Share

A las 21 horas, homenaje a los mayores fallecidos

Una cadena difundida por redes sociales ha convocado un minuto de silencio con velas encendidas este domingo 29 de marzo a las 21 horas para homenajear a las personas mayores fallecidas por coronavirus. De este modo, los ciudadanos que participen en la iniciativa saldrán a sus balcones, terrazas o ventanas con una vela encendida y ofrecerán un minuto de silencio por las personas mayores «que se están marchando sin poderse despedir».

«El domingo 29 a las 21.00 horas ofreceremos un minuto de silencio con una vela encendida en cada balcón, terraza o ventana en homenaje a todos nuestros mayores que se están marchando sin poderse despedir», dice la convocatoria.

Según datos facilitados por el Ministerio de Sanidad este sábado, el 86,2 por ciento de los fallecidos tenía más de 70 años, grupo de edad que ha registrado el 42 por ciento de los ingresados en las Unidades de Cuidados Intensivos (UCI) y el 48,7 por ciento de los hospitalizados.

Share

La hermana de Cospedal, «madre» de un test del virus que se vende en 30 países

Rosario Cospedal, hermana de la expresidenta de Castilla-La Mancha, María Dolores de Cospedal, es la consejera delegada de la firma española Genómica, creadora de un «kit» para detectar el Covid-19 que se vende en 30 países del mundo y que tiene una fiabilidad del 98 por ciento.

Genómica ha sido muy ágil a la hora de preparar el «kit» de detección del coronavirus. La firma de biotecnología española tiene filial hasta en Wuhan y puso en marcha hace 15 días el ‘kit’ del Covid-19. Cuesta 20 euros. En el ensayo en el Carlos III con 20 infectados tuvo un 100% de eficacia y Rosario de Cospedal es la «madre» del proyecto. El diario El Mundo le dedica este lunes un amplio reportaje.

De la noche a la mañana, la prueba se ha convertido en la más solicitada por los hospitales de todo el mundo. Su éxito consiste en detectar a los portadores de coronavirus asintomáticos. Y en sólo dos horas. Un récord. Genómica, empresa de diagnóstico molecular del grupo PharmaMar, tiene al frente a Rosario Cospedal.

Genómica apenas sobrepasa los 50 empleados, pero se ha colado en el mercado internacional tras 30 años de trabajo y una larga lista de éxitos en el avance de equipos de diagnóstico. Cospedal explicaba recientemente que Genómica distribuye entre 300.000 y 400.000 test al año de distintos tipos que detectan el virus del papiloma humano, 21 virus respiratorios o herpes. En muy poco tiempo han preparado el kit para detectar el COVID-19 con una previsión de mercado de más de 10 millones de unidades al año. Solo en China se distribuirían 3 millones.

eldigitalcastillalamancha.es

Share

Exceltur: «El sector turístico fue el primero en caer y será el último en recuperarse»

José Luis Zoreda, vicepresidente de Exceltur, ha comentado en Es la Mañana de Federico el drama que está viviendo el sector turístico en España, que ha vivido «un cataclismo en tan sólo 20 días». Zoreda ha apuntado que la crisis vino incluso antes de la declaración del estado de alarma, «en febrero ya veíamos cómo descendían el número de visados de viajeros».

Lo más importante es que las pérdidas del sector turístico «son irrecuperables». De esta forma, Zoreda ha explicado que «a diferencia de otros sectores como el automóvil, por ejemplo, que paran la cadena de producción porque no llegan piezas de China» ellos «pueden almacenar en cuanto vuelvan a producir si no lo venden ahora».

Sin embargo, «los billetes de avión, los menús de restaurantes o las camas de hoteles no vendidos son irrecuperables» ya que el sector turístico hace una «producción diferida». Esto hace que «el sector turístico fue el primero en caer y será el último en recuperarse«.

Miedo a viajar

José Luis Zoreda ha subrayado que el enemigo del sector turístico no es sólo el virus que tiene toda la actividad cerrada, sino también «el miedo» ya que, cuando puedan volver a abrir, habrá «un factor miedo a viajar» que es letal «para un sector tan hipersensible con la inseguridad«.

En el mejor de los escenarios la actividad volverá a finales de junio lo que hace que «el sector turístico no se recupere hasta la mitad o final de agosto». En el caso de que el cierre se limite a dos meses «estaríamos hablando de de unas pérdidas de 40.000 millones de euros, lo que supone el 3% del PIB español». Si hay o no miedo a viajar es lo que condicionará «el plazo de recuperación».

La importancia y peso en la economía del sector turístico se está notando es cómo perjudica a otros sectores como la pesca o la agricultura. «No salen las flotas pesqueras porque no hay mercado para comprarles al estar todos los restaurantes y hoteles cerrados». Algo parecido pasa en el sector agrícola.

Medidas del Gobierno

El vicepresidente de Exceltur ha calificado las medias del Gobierno de Sánchez de «exiguas y poco focalizadas en el sector turístico». Zoreda ha explicado que al estar todo cerrado y no producir nada lo importante es que «los gastos no te coman mientras no tienes ingresos». Por ello, se está viviendo una «oleada de ERTE en todo el sector» y ha cifrado el número de puestos de trabajo que se perderán en 800.000.

Exiguas como demuestran los datos. Las medidas del Gobierno «representan el 8% del PIB español mientras que las de Italia un 16% o las de Francia un 14%, vamos rezagados». Una situación que se ve agravada «si encima somos titubeantes y decimos que son ayudas por valor de 200.000 millones de euros pero a la media hora son 20.000».

libremercado

Share

Científicos proponen infectar a jóvenes para acelerar las vacunas

Una posible vacuna para el coronavirus es el bien más demandado y esperado alrededor del mundo, donde ya hay más de 465.000 personas infectadas. Recientemente, científicos tanto de Estados Unidos como de Reino Unido han propuesto inocular este virus a voluntarios jóvenes y que se presenten sanos para poder dar pasos más grandes hacia el desarrollo de las vacunas.

Se buscaría a jóvenes de comunidades donde tendrían altas probabilidades de contraer el virus en condiciones poco favorables y se les ofrecería un seguimiento óptimo, además de formar parte de edades con bajo riesgo de sufrir complicaciones con la enfermedad. La propuesta —que ha adelantado la Universidad de Harvard— está firmada por especialistas de la Escuela de Higiene y Medicina Tropical de Londres, de la Universidad Rutgers de New Brunswick y de la propia Universidad de Harvard.

La idea es conseguir 100 voluntarios de entre 20 y 45 años para administrar una vacuna a la mitad de ellos y un placebo a la otra mitad. Más tarde, a todos ellos se les expondría al coronavirus, para vigilar día a día la evolución de su salud en el período de incubación. Tan solo evaluando cuántos desarrollan la enfermedad en cada grupo, se podría evaluar la eficacia de la vacuna en pocas semanas, tal como explica La Vanguardia este sábado.

Mucho más rápido que los ensayos tradicionales

Los científicos comparan las ventajas de este método con lo que sería el clásico ensayo de vacunas. En este segundo caso los resultados llegan en varios meses como pronto. El método más tradicional consiste en administrar la vacuna experimental o un placebo a cientos o miles de candidatos, esperando a que un número significativo resulte infectado en su día a día.

“Muchas personas intentarán tomar precauciones en esta epidemia, por ejemplo, se autoaislarán, y tendrá que pasar mucho tiempo para que emerjan resultados interpretables”, ha declarado Nir Eyal, especialista en bioética de la Universidad Rutgers y coautor de la propuesta a la revista Nature. No tienen en mente, sin embargo, ninguna vacuna en concreto. Solamente se trata de hallar un plan de trabajo de desarrollo para cualquier vacuna.

“Hay una manera de hacer estos ensayos sorprendentemente seguros”, declara Eyal. “Se seleccionaría a personas que ya tienen riesgo de estar expuestas al coronavirus. Se les protegería examinándolos a diario y dándoles un tratamiento excelente de manera inmediata si se detectara infección. Podría ser incluso más seguro para algunos participar en el estudio que esperar una infección probable y confiar en el sistema general de salud”, concluye.

Si le ha interesado esta información, únase a nuestro canal de Telegram para recibir toda las novedades nacionales e internacionales que publicamos sobre el coronavirus: https://t.me/economiadigital_es

Share

Un ingeniero asturiano asegura ser el autor de una cuenta con datos sobre el coronavirus que ha desatado una enorme tormenta en Twitter

Es todo loquísimo, tengo miedo de que salgan más versiones falsas, de que se vuelva todo esto loco contra mí”, dice por teléfono el ingeniero y escritor asturiano Diego Álvarez Miguel, de 29 años. Dice ser Miguel Lacambra, un heterónimo creado a partir de su segundo apellido y el nombre de su pintora preferida, Laura Lacambra, y haber creado, con esa identidad, una cuenta sobre datos del coronavirus que ha desatado una enorme tormenta en Twitter. Álvarez ha facilitado a EL PAÍS hojas de Excel utilizadas para sus análisis de la pandemia y ha mostrado retuits y likes que llegaban aún este viernes a la pantalla de notificaciones de su alter ego.

“Le puse una cara hecha con inteligencia artificial porque me parecía divertido, para alguien que no es nadie como yo, que no pretendía ser nadie”. Álvarez ya tenía una cuenta medio abandonada, y ahora borrada, sobre poesía y literatura. ¿Qué pretendía ahora? “Contar cosas de tecnología, de datos, de economía, de los mercados, criptomonedas, blockchain”, explica. La actualidad le llevó a tuitear sobre datos y coronavirus. Y eso fue su perdición.

Esa iniciativa aparentemente banal le llevó a convertir ese heterónimo en uno de los trending topics principales este jueves en España. Todo empezó el 18 de marzo, cuatro días después de crear la cuenta de Miguel Lacambra. Ese día contestó con un mensaje esperanzador a un tuit de Antonio Maestre, periodista y colaborador de La Sexta, eldiario.es y otros medios, con más de 350.000 seguidores en Twitter. Álvarez dice que no conoce a Maestre fuera de Twitter. De hecho, el periodista tiene bloqueada la cuenta original de Álvarez. “No es extraño, bloqueo con facilidad, tengo a más de 12.000 bloqueadas”, admite Maestre.

AntonioMaestre@AntonioMaestre · 18 mar. 2020

Hay que incidir en la necesidad de mantener el confinamiento. Hoy ha sido el día con mayor notificación de nuevos casos positivos.

Es una mala noticia. Por eso hay que revertirla.

Ver imagen en Twitter

Miguel Lacambra@mglacambra

Al contrario, es una buena noticia, porque la tasa de crecimiento disminuye (los nuevos casos dividido entre los casos totales que había el día anterior). Estamos al 18% aproximadamente, que es inferior a la de hace varios días (ya lleva algunos días bajando).611:19 – 18 mar. 2020Información y privacidad de Twitter AdsVer los otros Tweets de Miguel Lacambra

“A Maestre le mandé luego una gráfica churra, feísima, hecha en un momento. Porcentualmente los casos de coronavirus aumentaban un poco menos y aportaba algo de luz. Ahí empezamos a intercambiar mensajes. Y le gustó esa visión, que es contraria a la que daban los medios, que era de cada vez más muertos”, explica Álvarez. El ingeniero ha hablado con EL PAÍS tras contestar a un correo de este periódico para que explicara por qué su vieja cuenta había sido la primera en interactuar con la nueva de Lacambra. Si alguien conocía desde el principio al heterónimo de Lacambra, tenía que ser su creador.

AntonioMaestre@AntonioMaestre · 18 mar. 2020En respuesta a @mglacambra

Gracias, Miguel

Miguel Lacambra@mglacambra

No hay de qué, aquí lo he pintado con los datos que hay desde el día 5 después del brote hasta hoy. Espero que te ayude a interpretarlo.
¡Un abrazo!

Ver imagen en Twitter

511:41 – 18 mar. 2020Información y privacidad de Twitter AdsVer los otros Tweets de Miguel Lacambra

Desde entonces la cuenta de Lacambra empezó a transmitir cierta esperanza en los datos que difundía cada día el Gobierno. “En ningún momento entro en cómo se comporta el virus. Cuando los casos se conocen compruebo si el porcentaje sube menos. No hay ningún análisis a posteriori, no hay ninguna predicción”, explica. “La gente me pedía el análisis de Lacambra después de que saliera Fernando Simón en la tele”, añade. Algunos medios incluso utilizaron sus cálculos.

Lacambra no hacía nada muy especial. Sus análisis eran bastante sencillos, según expertos en datos consultados por este periódico, que han hablado con Álvarez. Pero en medio del pesimismo reinante, se convirtió en la cara optimista de los análisis sobre el coronavirus. “Vi que gustaron a mucha gente y empecé a hacerlas yo. Eran cosas bonitas y muy positivas y a la gente le encantaba”, dice. Había un espacio mediático para explicar que no estábamos tan mal y ese relato hacía crecer su repercusión.

Álvarez explica que a los pocos días, por mensaje directo de Twitter, Maestre preguntó al supuesto Miguel Lacambra si quería escribir un artículo para La Marea. Magda Bandera, directora de la publicación, se puso en contacto con Lacambra, que ofreció un artículo sobre la manifestación del 8M y su hipotético papel en el contagio del coronavirus porque tenía ya un hilo de Twitter medio preparado. Bandera dice que sabía desde el principio que Lacambra no era el nombre real. Álvarez le contó que tenía una revista literaria, Oculta Lit, que había colaborado en la web Playground y en la emisora M21 con un programa. Sin embargo, La Marea no advirtió al principio a sus lectores que la firma era un seudónimo. “El artículo lo miramos entre tres y la persona que lo subió no lo sabía”, explica Bandera. El artículo se publicó este miércoles. Al día siguiente La Marea añadió un comunicado donde piden disculpas a los lectores y admiten que debieron especificar que Lacambra era un heterónimo.

Este jueves estalló la tormenta perfecta. El artículo de Lacambra se titulaba ¿Ha influido el 8-M en el incremento de los casos de Covid-19? y su hipótesis era que no había sido clave. Ese día la portada del diario ABC decía que el Gobierno sabía del riesgo que se corría con las manifestaciones del 8-M, y que aun así las había espoleado. El popular periodista Quique Peinado, con más de 330.000 seguidores en Twitter, recomendó seguir a Lacambra.

La repercusión disparó los seguidores de Lacambra y muchos usuarios de Twitter empezaron a investigar: ¿cómo podía ser que un chaval con una cuenta creada el 14 de marzo y con 300 tuits tuviera tanta influencia? El mismo Álvarez admite que era raro: “Es comprensible. En mi otra cuenta llevo siete años y tengo seis mil y pico. Sé lo que difícil que es conseguir seguidores y sé que es una historia muy loca. Alimenta la conspiración porque no es normal que ocurra. Pero si haces la auditoría de seguidores verás que son reales”, dice.

La foto falsa generada con inteligencia artificial destapó todo y las sospechas se multiplicaron. En Twitter se especulaba con que la cuenta de Lacambra fuera obra del Gobierno: “No tenía ninguna pretensión de nada. Si me cuentan esto me tiro por la ventana. Es absolutamente ridículo”, dice Álvarez. Primero borró la cuenta. Luego la recuperó para explicarse con un par de tuits. Pero no sirvieron de nada. Llovían las hipótesis, las amenazas, las suspicacias. Quien entrara en Twitter ayer tenía difícil evitar el asunto Lacambra. Las sospechas principales eran contra Maestre, que era quien primero había promovido su trabajo. “Con toda humildad, yo no sé hacer esos análisis de datos”, explica el periodista.

Miguel Lacambra@mglacambra

Estoy absolumento abrumado por lo que está pasando. Este perfil es un heterónimo, Miguel Lacambra no existe, soy una persona normal que quiere conservar su privacidad como tantos otros en Twitter. Hace unas semanas empecé a representar los datos públicos del coronavirus (+)1.69414:27 – 26 mar. 2020Información y privacidad de Twitter Ads1.754 personas están hablando de esto

La historia ejemplifica muy bien el ecosistema de Twitter. Hoy en la red gana la narrativa de quienes sabían que el coronavirus iba a ser una pandemia. El Gobierno no está en ese grupo. Los que van perdiendo se agarran a cualquier indicio de que las cosas cambian. Lacambra, sin saberlo, se convirtió en ese salvador. Pero la historia tenía un agujero. Era falsa, fake, que es como se llaman los heterónimos hoy. Un heterónimo es una persona falsa con su biografía. Incluso en su bio de Twitter inicial decía que era periodista y que había trabajado en dos medios. “Cuando empecé a ver gente que le daba credibilidad a lo que ponía, lo quité”, dice.

En Twitter se admite obviamente el anonimato. Hay miles de cuentas anónimas de mucho éxito de todas las tendencias. “El hecho de que yo haya puesto una cara en lugar de un monigote puede hacer pensar que soy alguien está intentando dañar, pero de eso no hay nada”, dice. “Al día siguiente tenía el móvil petado, montones de mensajes en todas mis redes sociales personales. Me escribe gente preguntando qué lié por ahí, que estuve metiendo bulos. De locos. Me llamaron de La Marea preocupados. Que a lo mejor yo les había tendido una trampa”. En unas pocas horas se había convertido en un meme.

elpais

Share

IFEMA La UME y un equipo de 50 voluntarios con parados y autónomos tiende en menos de tres días la red que llevará gases vitales a las casi cien UCI que hay en el recinto

Son las tuberías de la vida y la solidaridad. Las que conducirán el oxígeno y los gases medicinales que permitirán recuperar la salud a los cientos de enfermos de COVID-19 ingresados en el macro hospital de campaña madrileño montado en Ifema. Es un milagro que han obrado en tan solo tres días miembros de la Unidad Militar de Emergencias (UME), bomberos y apenas unas decenas de ingenieros, fontaneros en paro y autónomos voluntarios que, con su trabajo altruista y sus propias herramientas, han tendido las tres líneas de conductos necesarios -oxígeno, aire y vacío- que permitirán plantar cara a los peores efectos de la pandemia.

Discurren por los más de 300 metros de galerías técnicas que recorren el subsuelo del pabellón 9 de la Institución Ferial de Madrid. Su instalación hubiera resultado «imposible» sin el empeño, la entrega y el espíritu solidario del medio centenar de profesionales de muy distintos oficios que han trabajado desinteresadamente y sin descaso, tal como reconocían ayer los bomberos de Madrid y los miembros de la UME. «Nosotros solo hemos sido un pequeño grano de arena», explicaba uno de los seis bomberos que han trabajado codo con codo con los autónomos y parados que han dotado al gigantesco hospital provisional de esta instalación crítica en tiempo récord.

Un operario transporta una cama.
Un operario transporta una cama. / EFE

«Por cada tarjea de la galería, cada cinco metros, hemos sacado un registro de instalación con los tres conductos de aire, oxígeno y vacío. La construcción empezó a las ocho de la mañana del lunes. Entonces aquí no había nada y el miércoles a mediodía estaba concluida», explicaba orgulloso uno de los efectivos de la UME. Es una infraestructura determinante para el gigantesco hospital provisional, construido también a velocidad de vértigo, y que tendrá capacidad para coger a más de 5.000 pacientes. Permitió que ayer viernes funcionaran ya 64 de las 96 Unidades de Cuidados Intesivos que se instalarán.

Héroes anónimos

«No vamos a tener vidas para agradecérselo. A los héroes anónimos no les vamos a poner cara, pero ya sabemos a qué se dedican», aseguran desde la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF), organización que difundió un vídeo para mostrar el trabajo de a los voluntarios y agradecerles su titánico y heroico esfuerzo. Un ‘milagro’ que ha permito que en apenas 72 horas se pueda atender a los pacientes más graves.

Directo | Así avanza la lucha contra el coronavirus

Directo | Así avanza la lucha contra el coronavirus

COLPISA

Con extenuantes jornadas, en la superficie otros trabajadores y voluntarios montaron en soportes de oxígeno, tomas eléctricas y de agua. Fueron más de 300 personas «que esperaban colas todas las mañanas para que les filiaran y poder entrar a trabajar», explicó un bombero.

Las empresas Air Liquide y Carburos Médica han trabajado conjuntamente en la instalación y dotación de los circuitos de oxígeno en la superficie del complejo ferial. Sus portavoces precisaron que los operarios de ambas compañías soldaron más de 35 kilómetros de tuberías para los suministros de los fluidos medicinales.

Colocación del suelo para el nuevo hospital.
Colocación del suelo para el nuevo hospital. / EFE

Fue el Gobierno de la Comunidad de Madrid el que contactó las dos principales empresas del sector que operan en España para hacerles el encargo. «El viernes pasado nos dieron las características de las obras y ya el sábado, en menos de 24 horas, fuimos capaces de poner operativo el primer pabellón, el 5, para pacientes leves», explicó Javier Godoy, director de Carburos Médica. «Gracias al trabajo conjunto con la UME el jueves se pudo estrenar el pabellón 9, destinado a pacientes graves y críticos, y si todo va según lo previsto entregaremos el 7 este sábado».

Por todos esos kilómetros de tuberías circulará el oxígeno que se transporta en tres tanques de grandes dimensiones que llegarán a Madrid desde la ciudad francesa de Metz, en la frontera con Alemania. Viaja en depósitos de más de ocho metros de altura, cuya anchura excede la de un camión estándar, y que mueven las empresas Transportes Insausti, de Guipúzcoa, Lógica Aranda, de Aranda de Duero, Arcese, de Madrid, y Janocargo, de Valladolid

leonoticias

Share

«No vulnera los derechos de autor», la respuesta definitiva a cantar canciones desde los balcones

Recitales de ópera, música electrónica, «Resistiré», «Sobreviviré». La banda sonora de los balcones durante estos días de confinamiento resulta de lo más variado, pero mantiene una nota predominante: levanta el ánimo de una población española a la que los números de afectados por la pandemia del Covid-19 no da tregua ni descanso.

Sin embargo, hace unos días saltaban las alarmas: Corear canciones desde la ventana o las terrazas, tal y como se está viendo en las casas podría vulnerar los derechos de propiedad intelectual de sus autores.

Pablo Velasco Quintana, experto en propiedad intelectual de la Universidad CEU San Pablo, contaba a EP que era necesario «pedir autorización» para una «comunicación al público», tenga o no «lucro», ya que, según la ley, el autor es el único que puede «autorizar o prohibir» la «reproducción», «transformación» y «comunicación». Quintana precisaba que «la ley no habla de beneficio económico» para que exista la vulneración de los derechos de propiedad intelectual, y que este derecho conlleva la «promoción de la creación cultural y su respeto».

«Tal información no solo no coincide con la realidad y, además, podría constituir un bulo propagado con la finalidad de denostar al colectivo de creadores de música que, dentro de sus posibilidades, se está comportando ejemplarmente en el momento que estamos viviendo», señala Antonio López, especialista en derechos de propiedad intelectual.

Así lo ponen de manifiesto las constantes iniciativas de artistas musicales para hacer llegar a nuestros hogares su música con el único objetivo de amenizar, en lo posible, este obligado confinamiento.

López indica que entonar himnos desde los balcones «no es un acto de comunicación pública de la obra musical interpretada», por lo que no conllevaría «la necesidad de contar con la autorización de los autores de las obras musicales y, en su caso, el pago de contraprestación económica».

En primer lugar, porque forma parte del propio domicilio y, por tanto, «estaríamos ante la excepción establecida en el art. 20.1 de la Ley de Propiedad Intelectual que “no se considerará pública la comunicación cuando se celebre dentro de un ámbito estrictamente doméstico que no esté integrado o conectado a una red de difusión de cualquier tipo”», aclara este especialista.

Después, tampoco habría un público que se pueda entender como tal. De acuerdo con López: «La jurisprudencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea ya ha concretado en su sentencia de 12-3-2012 (asunto C-135/10, Del Corso) qué el “público”, en el sentido establecido en nuestra vigente Ley de Propiedad Intelectual, “se refiere a un número indeterminado de destinatarios potenciales e implica, por lo demás, un número considerable de personas” e “implica un cierto umbral de minimis, lo que excluye de él una pluralidad de personas interesadas demasiado pequeña o incluso insignificante”, no existiendo tal comunicación pública cuando el conjunto de personas a la que se dirige tiene una composición bastante estable y, por tanto, “constituyen un conjunto de destinatarios potenciales determinado” (grupo privado) en contraposición con la ausencia de restricción que caracteriza, en general, a la comunicación pública».

Por todo ello, «cantar una canción en el balcón o terraza de nuestra casa no solo no vulnera derechos de propiedad intelectual sino que, además, es una actividad harto aconsejable porque la música, más que nunca, nos lleva a esa cuarta dimensión de nuestra vida, tan necesaria cuando se nos obliga a verla pasar en dos dimensiones desde esos mismos balcones y terrazas», zanja este especialista.

Refuerzo psicológico

En la misma línea se manifestaba la SGAE en un comunicado en la que animaba a toda la población a seguir cantando «porque cantar no tiene coste, pero tiene un valor incalculable, especialmente para quienes sufren de manera directa el virus o para quienes luchan en primera línea contra sus consecuencias», asegura.

«Temas tan populares como Resistiré del Dúo Dinámico o Sobreviviré de Mónica Naranjo, junto a otras muchas melodías tradicionales, se han convertido en himnos que nos refuerzan psicológicamente frente a la adversidad», ha agregado la institución.

abc.es

Share

15DíasPara, colaboración ciudadana y solidaridad frente al coronavirus

La crisis generada por la enfermedad COVID-19 ha hecho surgir, además de las necesidades sanitarias, económicas y de otro orden, una serie de necesidades agravadas de intervención psicológica y de colaboración ciudadana. La ansiedad que provoca la situación actual requiere atención y acciones sociales organizadas, tanto entre los colectivos directamente expuestos a la lucha contra el virus, sanitarios y profesionales de los distintos servicios básicos, como entre los pacientes y sus familias, y en último término entre la sociedad en general que vive un confinamiento sin un final claro.

Por ello, un grupo de voluntarios de distintas disciplinas del mundo de la innovación social, la comunicación y los negocios, decidieron unirse para estructurar la lucha ciudadana contra el virus a través del movimiento social 15DíasPara. A este movimiento se ha sumado la Sociedad Española de Medicina de Urgencias y Emergencias, la Sociedad Española de Geriatría y Gerontología y el Colegio Oficial de la Psicología de Madrid.

La iniciativa 15DíasPara centra su actividad en varios ejes de acción, que se basan en la ayuda psicológica gratuita y efectiva a los colectivos más vulnerables: profesionales sanitarios, personas hospitalizadas y en situación de cuarentena y personas mayores en situación de soledad; la ayuda para establecer las mejores pautas en el tratamiento del COVID-19 en residencias de mayores; el servicio a empresas y hospitales para contribuir a mejorar la conectividad de los pacientes con sus familias; el establecimiento de redes para introducir a más agentes públicos y privados que deseen ayudar y la petición a empresas y marcas de toda España para hacer frente a los retos actuales.

Rozalén, Estopa y Sony Music se han sumado a esta ola de solidaridad y han cedido los derechos de su tema ‘Vivir’ para que todos lo hagan suyo, como himno en esta emergencia, en apoyo a los héroes y afectados por la enfermedad. 15DíasPara invita ahora a que cada uno, desde su casa, se convierta en protagonista del nuevo vídeoclip, grabando cualquier ejemplo de lo que esté viviendo durante estos días de confinamiento, para que fortalezca a otros desde la esperanza y la alegría.

lasprovincias

Share